Ayudas técnicas y ortopédicas para facilitar las actividades de la vida diaria

Las Actividades de la Vida Diaria (AVD) son el pilar fundamental de la funcionalidad de las personas. Se definen por ser tareas ocupacionales que una persona realiza diariamente para prepararse y desarrollar el rol que le es propio. Van más allá del autocuidado, e implican el desarrollo funcional completo de la persona.

Las ayudas técnicas son todos aquellos aparatos o equipos que son utilizados por personas discapacitadas temporal o permanentemente, que les sirven para tener un mayor grado de independencia en las actividades de la vida diaria y les proporcionan en general una mayor calidad de vida.

silla de ruedas

¿Cómo elegir una ayuda técnica?

 Es importante:
  • Conocer a la persona.
  • Conocer la actividad
  • Hacer la elección de la ayuda técnica.
  • Probarla.
  • Realizar entrenamiento.
A la hora de conocer a la persona es importante tener en cuenta: El diagnóstico, el pronóstico, las limitaciones, las capacidades funcionales, la edad, el entorno, los intereses y el poder adquisitivo.
Respecto a conocer la actividad nos referimos a en qué AVD tiene limitaciones, cómo realizaba antes esa actividad, modificar “lo justo” para mejorar la funcionalidad.

Los requisitos y características que debe tener toda ayuda técnica son:

  • Sencilla: que el usuario pueda usarla solo.
  • Eficaz.
  • Responder a las necesidades.
  • Seguras: evitando riesgos innecesarios.
  • Fabricada con materiales resistentes, duraderos, de fácil limpieza, estéticos y de coste adecuado.

Puede leer el articulo completo aquí.