Ejercicio físico y risa: un estudio avala sus beneficios para la salud

La incorporación de la risa en un programa de actividad física que se centra en la fuerza, equilibrio y flexibilidad podría mejorar la salud mental de los adultos mayores, la resistencia aeróbica y la confianza en su capacidad para practicar ejercicio, según un estudio dirigido por la Universidad Estatal de Georgia.

En este estudio, los adultos mayores que residen en cuatro instalaciones de residencias participaron en un programa de ejercicio en grupo de intensidad moderada llamado “LaughActive” que incorpora la risa simulada en un entrenamiento lúdico en una fuerza, equilibrio y flexibilidad. Los ejercicios facilitan el contacto visual y los comportamientos lúdicos con otros participantes, que en general pasan de la risa simulada a la más pura.

Las técnicas de risa simulada se basan en el conocimiento de que el cuerpo no puede distinguir entre la risa genuina que pudiera resultar de humor y la risa forzada por iniciativa propia. Ambas formas de la risa provocan beneficios para la salud, aseguran los investigadores.

El mantenimiento de la motivación para adherirse a la actividad física regular es un reto para muchos adultos mayores.

Durante seis semanas, los participantes del estudio asistieron a dos sesiones de actividad física de 45 minutos por semana que incluyó de 8 a 10 ejercicios de risa que duran de 30 a 60 segundos cada uno. Un ejercicio de la risa se incorpora típicamente en la rutina de entrenamiento después de cada dos a cuatro ejercicios de fuerza, equilibrio y flexibilidad. Se ha demostrado científicamente que la risa fortalece y relaja los músculos, y por ello los ejercicios de la risa a menudo involucran el físico y es que a través de los músculos se está trabajando en ejercicios de fuerza, equilibrio y flexibilidad para preparar el cuerpo para el ejercicio y ayudarla a recuperarse.

El estudio encontró mejoras significativas entre los participantes en la salud mental, la resistencia aeróbica y expectativas de resultados para el ejercicio, basándose en las evaluaciones realizadas por los participantes. Al ser encuestados sobre su satisfacción con el programa, el 96,2 por ciento encontró la risa como un complemento agradable a un programa de ejercicio tradicional, el 88,9 por ciento dijo que la risa ayudó a hacer el ejercicio más accesible y el 88,9 por ciento informó que el programa mejoró su motivación para participar en otras clases o actividades de ejercicio . Los resultados se han publicado en la revista The Gerontologist.

envejecimiento-ejercicio-gimnasio-risa-salud-investigacion-752x500

A pesar de los beneficios de la actividad física y los riesgos de la falta de actividad física, muchos adultos no realizan la actividad física suficiente para lograr beneficios para su salud. El mantenimiento de la motivación para adherirse a la actividad física regular es un reto para muchos adultos mayores. Los adultos deben participar en un mínimo de 30 minutos de actividad física al menos cinco días a la semana para lograr resultados deseables de salud, de acuerdo con el Departamento de Salud de EE.UU.

Estos beneficios para la salud incluyen una menor mortalidad y menor riesgo de varias enfermedades crónicas, incluyendo la enfermedad coronaria del corazón, presión arterial alta, derrame cerebral, diabetes tipo 2, síndrome metabólico, osteoporosis, cáncer de colon, cáncer de mama, ansiedad y la depresión. La actividad física regular también reduce el impacto de la disminución relacionada con la edad en la resistencia aeróbica, la incidencia de caídas y fracturas de cadera y la pérdida degenerativa de masa muscular, calidad y fuerza. Todos estos beneficios son cruciales en los adultos mayores que mantienen su capacidad para realizar actividades de la vida diaria.

Las asociaciones agradables con la risa pueden añadir diversión a un programa de ejercicio y mantener los adultos mayores motivados para hacer ejercicio.

La risa simulada puede ser una forma ideal para que los adultos mayores con deterioro funcional o cognitivo logren beneficios para la salud, que incluyen la mejora fisiológica y el funcionamiento psicológico. Los participantes sólo tienen que elegir la risa como inicio del ejercicio corporal. Se necesita más investigación para comprender mejor los mecanismos subyacentes de la risa, el efecto de diferentes niveles de exposición a la risa y sus beneficios asociados para la salud.

Esta investigación es uno de los pocos estudios para evaluar el potencial de la risa simulada en la mejora de los resultados de salud entre los adultos mayores, y es la primera evaluación de un programa de actividad física dedicada que incorpora la risa simulada.

FUENTE: http://www.qmayor.com/

Referencias bibliográficas:

  1. Celeste M. Greene, Jennifer Craft Morgan, LaVona S. Traywick, and Chivon A. Mingo
    Evaluation of a Laughter-based Exercise Program on Health and Self-efficacy for Exercise
    The Gerontologist first published online August 4, 2016 doi:10.1093/geront/gnw105
Be Sociable, Share!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>